jueves, 10 de abril de 2014

Potaje de vigilia


Este guiso ha sido la comida principal y casi única de los españoles los viernes de cuaresma durante siglos. Ahora es más de gozo que de penitencia.

Pippo in cucina
Legumbres
4 personas
Remojo del bacalao 24 horas
Remojo de las legumbres 12 horas
Preparación 10 minutos
Olla rápida 15 a 20 minutos
Fácil

INGREDIENTES

250 g de garbanzos, 150 g de judías blancas, 200 g de espinacas frescas, 150 g de bacalao desmigado, 1 cabeza de ajos, 1 cebolla, 2 hojas de laurel, 2 huevos duros, pan frito, aceite de oliva, agua para la cocción y sal
  
PREPARACIÓN

Poner el bacalao a remojo con la antelación indicada, cambiándole varias veces el agua.
Remojar las legumbres el tiempo señalado.
Escurrir y desmenuzar bien el bacalao quitándole las espinas.
Picar la cebolla y sofreírla con aceite.
Lavar las espinacas y picarlas.
Calentar agua en la olla y cuando rompa a hervir añadir las legumbres, la cabeza de ajo lavada y cortada por la mitad, el laurel, las espinacas, el sofrito y el bacalao.
Cerrar la olla y cocer de 15 a 20 minutos, bajando el fuego cuando empiece a pitar.
Dejar enfriar y abrirla.
Machacar el pan y las yemas de los huevos en el mortero, añadirlo al potaje, remover y corregir de sal.
Añadir las claras picadas, dar un hervor y servir caliente.





No hay comentarios:

Publicar un comentario